Excedencia por cuidado de hijos


Tener hijos también es un trabajo, y a tiempo completo. Es por ello por lo que muchos padres tienen que solicitar una excedencia por cuidado de hijos durante un tiempo para ocuparse de su crianza y de su educación. Ahora bien, ¿De qué trata este tipo de excedencia? Todos conocemos la baja por maternidad o por paternidad, pero no todo los papás conocen esta opción.

La excedencia por cuidado de hijos es un derecho con el que cuenta todo trabajador, ya sea un hombre o una mujer, que tenga a su cargo un hijo menor de tres años. En este permiso, ni el trabajador trabaja ni la empresa paga, es decir, que solo se le guarda el derecho a reincorporarse a la empresa una vez haya pasado el período establecido.

Por este motivo la empresa debe liquidar por completo al trabajador, como si se tratase de un finiquito. Esto se debe a que no se sabe si realmente el trabajador llegará a reincorporarse a la empresa y después es un lío bastante mayor el realizar este finiquito.

Para pedir esta excedencia debemos rellenar un documento por escrito y hacer un preaviso de 15 días para que la empresa tenga tiempo de realizar todo el papeleo y buscar a alguien que cubra nuestro puesto de trabajo. En la solicitud que rellenemos deberemos indicar el nombre de nuestro hijo, la fecha de nacimiento, la fecha del comienzo de la excedencia y la fecha de finalización.

¿Cuánto puede durar la excedencia por cuidado de hijos?

Este tipo de permiso puede durar hasta que el pequeño de la casa cumpla tres años. Podemos pedirla tres meses y ampliarla, pedirla un año y volver al trabajo, solicitarla directamente tres años…, todo depende de nosotros. Es más, podemos incluso volver a pedirla si tenemos otro niño.

Realmente el tiempo puede ser el que nosotros queramos siempre y cuando tengamos a la empresa bien informada de nuestros planes y de cuánto tiempo vamos a estar sin trabajar.

¿La empresa puede decirme que no?

No, la empresa siempre debe ceder a esta excedencia ya que es un derecho del trabajador. Claro está que si los dos padres del bebé trabajan en la misma empresa, esta se puede negar a conceder la excedencia a uno de los dos. De otra forma no, siempre os dará luz verde a este permiso.

La vuelta al trabajo

Una vez acabado el período de excedencia es hora de volver al trabajo. ¿Cuáles son las opciones?

  1. Durante el primer año. Si la excedencia dura menos de un año podrás volver a tu mismo puesto de trabajo, aunque en el caso de ser familia numerosa o de categoría especial el derecho al mismo puesto de trabajo se conserva durante 15 o 18 meses, dependiendo del caso.
  2. Después del primer año. Si se ha pedido una excedencia mayor al año se podrá volver a un puesto de trabajo similar o a alguno de su mismo grupo de trabajo, pero no tendrá que ser el mismo forzosamente.

A la hora de volver, es conveniente avisar con 15 días de antelación para que la empresa pueda volver a acomodar el espacio de trabajo y, más importante, buscarte tu sitio dentro de la empresa.

Excedencia por cuidado de hijos
5 (100%) 1 voto

Contenidos relacionados

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *